Hazlo tú mismo: rebaja esa puerta que se atasca

Como rebajar una puerta

En cualquier casa nos puede pasar. Una puerta que cierra con dificultad porque roza el suelo, y produce ese ruido que tanto rechina en tus oídos. Un problema que puede ser producido por una mala instalación de la puerta.

O por motivos como que la puerta se haya mojado por un escape de agua, simplemente, por el cambio de temperatura que pueden provocar la dilatación de la madera.

Puerta

Así que si con el final del verano quieres poner a punto la casa y rebajar esa puerta que se atasca, hoy en Decoesfera te vamos a dar unos cuantos consejos para conseguirlo.

  • Marca con una regla y un lapicero una línea recta para marcar el área que debes cepillar para eliminar el exceso de madera que impide que la puerta cierre bien.

  • A continuación, descuelga la puerta.

  • Para proceder al cepillado, tendrás que colocar la puerta apoyada directamente en el suelo (sobre una manta, una sábana o unas toallas para evitar que se estropee con el roce), o sobre una mesa.

Puerta

  • Procede a rebajar la madera, una tarea que puedes realizar tanto con un cepillo manual o eléctrico, como con una lijadora eléctrica. En caso de que el roce sea mínimo, puede que baste incluso con papel de lija grueso.

  • Pon especial atención a la marca que has hecho con el lapicero, y evita cepillar demasiado si no quieres que quede hueco entre el suelo y la puerta.

  • Una vez que has terminado con el paso anterior, pasa un papel de lija de grano fino para que la superficie lijada quede más suave.

  • Limpia la zona que rodea el marco para evitar que las virutas impidan abrir y cerrar bien la puerta.

  • Colocar la puerta en su lugar.

  • Comprueba que la puerta abre y cierra bien, por si tuvieras que lijar nuevamente.

Otra solución para no lijar: elevar la puerta con arandelas

Casa

En caso de que no quieras lijar la puerta, siempre puedes optar por elevar un poco el nivel de la puerta colocando unas arandelas en las bisagras para ganar unos milímetros.

Eso si, tienes que tener en cuenta que con esta elevación, puedes trasladar el problema a la parte superior de la puerta, provocando que esta roce el marco. En este caso, no quedará más remedio que recurrir al proceso de cepillado.

En Decoesfera | Proyecto minue: puertas y ventanas viejas, qué hacer con ellas

También te recomendamos

Impresionante casa con una gigantesca puerta de vidrio de 6 metros de alto

Hemos probado: Uneo de Bosch, la herramienta definitiva

Overwatch tiene un problema muy serio: morir de éxito antes incluso de ser verdad

-
La noticia Hazlo tú mismo: rebaja esa puerta que se atasca fue publicada originalmente en Decoesfera por Nacho Viñau Ena .

http://ift.tt/2itrDQC